Nuestro Equipo

Mejor Rendimiento y Función Óptima

Barcelona Quiropractica Max Gregor

Hola soy Max Gregor. Llegué a la quiropráctica en busca de un mejor rendimiento y una función óptima de mi cuerpo. A los 8 años participaba en competiciones de tenis y mi madre me llevo al quiropráctico para mantener mi cuerpo en equilibrio, alineado y en armonía.

A medida que avanzaba mi cuidado quiropráctico me maravillaba ver como mi cuerpo se fortalecía; note mayor resilencia a las lesiones y a la enfermedad, a la par que tenía mucha más energía.

Pronto me cautivaron las maravillas de la transformación de la salud y me entregue en cuerpo y alma a la quiropráctica. Empecé mi formación universitaria en Barcelona, pero tras años decidí cruzar el planeta para terminar mi educación en una de las universidades de quiropráctica más prestigiosas del mundo: la New Zealand College of Chiropractic.

He trabajado en consultas quiroprácticas en Nueva Zelanda y en Singapur y ahora he realizado mi sueño de regresar a Barcelona para llevar a cabo mi misión: devolver a las personas a un estado de salud sostenible para que puedan vivir la vida que merecen.

Espero conocerle pronto en persona para valorar como podemos ayudarle a mejorar su calidad de vida. Llame a nuestra consulta o mándenos un mensaje de whatsapp o un email para explorar sus opciones.

 

 

 

 

Descubrí una Vida sin Dolor y Sin Pastillas

Gemma Solana ChiropracticHola soy Gemma. Con 19 de años me atropelló un coche cuando cruzaba un paso de peatones. Sufrí un politraumatismo y muchísimas fracturas que me mantuvieron en el hospital durante 3 meses en una cama y 2 años de rehabilitación. Como era muy joven y estaba en buena forma física, la recuperación fue efectiva. Los problemas empezaron al cumplir los 35 años. Dolores de cabeza insufribles, vértigos, dolor cervical, de rodillas, de mandíbula….

Cuando empecé con los ajustes quiroprácticos en Barcelona mi vida cambió. Me había acostumbrado a vivir con el dolor, empezaba el día con analgésicos para poder ir a trabajar, cuidar de mis hijos, etc y lo acababa con otros analgésicos para que el dolor no me impidiera dormir. Descubrí que una vida sin dolor y sin pastillas era posible.

Además, los ajustes quiroprácticos me proporcionan más energía, más vitalidad, mejor y más rápida concentración y mayor resistencia del sistema inmunológico. Estaré encantada de atenderles en la consulta. Estoy a su disposición para cualquier aclaración, pregunta, etc..

Solana Chiropractic está a vuestra disposición en Barcelona desde 1998.